15 marzo 2007

I'm gonna push the button

Eurovisión ya tiene casi todas las canciones (Reino Unido elige el 17) y todas han recibido el visto bueno de la organización. Esto no sería noticia si no fuera porque días antes se montó una polémica absurda con la canción de Israel. El grupo Teapacks (טיפקס), que acude con la canción "Push the button", fue acusado de hacer una canción contra Irán ya que según sus críticos aludía a su programa nuclear. La canción realmente no menciona nunca directamente a ese regimen, pero muchos amantes de lo políticamente correcto (si, los mismos que hacen caza de brujas contra Dolce & Gabbana) veían en esta canción un ataque contra un país e incluso (¿?) contra los árabes. La canción está en inglés, francés y hebreo

Muchos quieren comparar el caso con la canción de la Revolución Naranja en Ucrania que acudió al festival: esa canción mencionaba directamente a políticos. Pero aquí no sucede. Esta letra puede hacerse general para todo el mundo, porque que yo sepa también hay problemas con guerras en India y Pakistan, con el zumbado de Corea del Norte, con la propia Israel... la parte contra los árabes no se donde cojones está. Esto lo canta otro país y no hubiéramos tenido ni la mitad de polémica.

Eso si: la canción no deja de ser bastante mala musicalmente hablando.

1 opiniones:

françois buren dijo...

Pues el tema no esta mal... para lo que es Eurovision claro. Mejor que "Nash de na" sin duda